Liz: “Lo importante es que equipo gane”

SAN PEDRO DE MACORIS.- Pese a no permitir carrera limpia en 23 entradas y dos tercios en sus primeras en cinco aperturas en lo que va del torneo dedicado a Don Pepe Busto, el lanzador de las Estrellas Orientales, Radhamés Liz, no le da importancia a esa hazaña personal, prefiere que su equipo logre victorias.

Liz lanzó este domingo cuatro entradas y un tercio ante los Leones del Escogido, donde toleró cinco hits, dos carreras inmerecidas, una base y ponchó a cinco contrarios. No tuvo decisión en el partido.

“No pienso en números, no le doy mente a los récords. Para mí lo importante es que las Estrellas ganen partidos”, decretó Liz, cuestionado sobre las 23 entradas y dos tercios sin permitir carrera limpia.

“Salgo a hacer mi trabajo al montículo como siempre. Me siento contento por lo que está pasando conmigo, pero por mi cabeza no pasa si he recibido carrera limpia o no, eso me puede desconcentrar”, comentó Liz, quien tiró 90 pitcheos en dicha salida. Fue la tercera de manera seguida ante los “rojos”.

 “Me siento mucho mejor ahora que lancé esa cantidad de pitcheos. Es la primera salida en la cual me voy tan lejos en cuanto a la cuota de lanzamientos”, observó Liz. “Quería seguir lanzando, me sentía fuerte, pero Dean Treanor me dijo que yo debo cuidarme y lo entendí”.

Desde inicio de la temporada con las Estrellas Orientales, Liz ha tenido un plan de trabajo con el coach de pitcheo del equipo David Lundquist, ya que tuvo una operación en el brazo derecho, lo que le impidió lanzar en el verano.

La salida más larga para Liz en la actual temporada fue la del pasado 6 de noviembre, cuando precisamente se enfrentó a los Leones del Escogido. Le tiró seis entradas en blanco, ponchó a seis, su mayor cantidad.

Hasta el momento, el nativo de El Seibo tiene foja de 1-0, en cinco aperturas, con un porcentaje de carreras limpias de 0.00.

Liz ha sido coqueteado por varias organizaciones del béisbol de los Estados Unidos, así como también por equipos de Asia, entre ellos Corea y Japón.